El ministro de Transporte de la Nación rechazó las declaraciones formuladas por el vicepresidente para América de la Asociación Internacional de Transporte Aéreo, Peter Cerda.

El ministro de Transporte de la Nación, Guillermo Dietrich, sostuvo que "las restricciones en el funcionamiento del aeropuerto de El Palomar, no sólo afectan las operaciones en el país, sino que influyen en el sistema de aviación regional, ya que hay conexiones directas con el exterior, como Asunción, Santiago de Chile y ahora se sumarán destinos de Brasil".

Dietrich hizo esta referencia a partir de las declaraciones formuladas por el vicepresidente para América de la Asociación Internacional de Transporte Aéreo (IATA), Peter Cerda.

El funcionario reclamó que sea el organismo regulador de la Aviación Civil el que determine los procesos y procedimientos de las operaciones en los aeropuertos, como ocurre en el resto del mundo y que las eventuales restricciones se fundamenten en base a informes técnicos.

"Es lo que corresponde de acuerdo a las normas internacionales, porque hoy el funcionamiento de la aviación comercial, está reglamentado de acuerdo a una cuestión global y una medida fuera de contexto de toda racionalidad, como ésta, puede alterar y perjudicar el movimiento general", destacó el ministro.