La imagen puede contener: exterior, texto que dice "La Guerra de Vietnam (1955-1975)"Por: Pipo Rossi

La Guerra de Vietnam comenzó como una lucha ideológica a fin de contrarrestar la expansión del comunismo en el sudeste asiático. Así, desde 1962, el ejército estadounidense envió asesores al territorio en conflicto.

Tras el incidente de Tonkin, en 1964 (provocado intencionalmente por los norteamericanos), la presencia estadounidense pasó de 50.000 a 500.000 hombres.
El ejército norteamericano, en 1965, logró debilitar al Vietcong (la guerrilla que operaba en el sur) a costa de severos bombardeos día y noche y una lucha infernal en la selva. Pero, pese a esto, la moral vietnamita jamás colapsó y, si bien sufrieron pérdidas elevadísimas, “el desgaste del terreno, el clima y los túneles de la guerrilla llevaron a una guerra empantanada”, que los norteamericanos comenzaron a padecer.
Tras la Ofensiva del Tet, en 1968, los estadounidenses sufrieron un duro revés: “la prensa occidental colocó a la guerra como un escenario donde se estaban cometiendo enormes atrocidades, lo que generó un descontento popular que se vio manifestado en miles de marchas por todo Estados Unidos durante los siguientes años”.
Luego, en 1970, los norteamericanos intentaron trasladar la guerra a Camboya y Laos, puesto que allí existían nuevos comandos del Vietcong, aunque no tuvieron éxito.
Posteriormente, tras un estrepitoso fracaso en Laos por la resistencia de los guerrilleros, el ejército estadounidense quedó desmoralizado y, en 1971, se planificó poner punto final a la intervención.
Finalmente, el 29 de Marzo de 1973, Estados Unidos completó oficialmente la retirada de su ejército de Vietnam del Sur, pese a que muchos asesores continuaron allí hasta la caída de Saigón en 1975.
El saldo en vidas en este conflicto bélico fue para los norteamericanos de 60.000 soldados muertos y desaparecidos, además de 300.000 heridos que pasaron a engrosar la enorme lista de veteranos de guerra.