La imagen puede contener: una personaPor: Carlos Enrique Quintriqueo Secretario General ATE – CTAA NEUQUÉN

Los trabajadores y trabajadoras estatales, hoy leímos con asombro, en distintos medios nacionales, notas periodísticas, que indicaban la sugerencia presidencial a los sindicatos de no pedir la cláusula gatillo en la discusión salarial.

Quisiera informarle que en nuestra provincia, Neuquén, hace tres años que hemos acordado con el gobierno provincial la metodología de aumento salarial que se rige según el promedio del IPC de tres provincias.

Este acuerdo nos permitió, en la peor época del macrismo, sobrellevar la situación generalizada en todo el país de la pérdida de salario ante inflación. Por esta razón nos parece imprudente que desde su gobierno nacional y popular se quiera limitar las negociaciones salariales. Nos bastó con cuatro años de macrismo imponiendo pautas salariales y quitándonos la libertad en las negociaciones paritarias.

Sin embargo creo que hay límites que son necesarios como: límites a las especulación financiera, al aumento de tarifas que saquearon los bolsillos de los trabajadores y a los grandes formadores de precios, como por ejemplo los Peña-Braun dueños de La Anónima, responsables de empobrecer al pueblo argentino obteniendo ganancias descomunales. En este desafío, en nombre de quienes represento, cuente con las y los trabajadores estatales de Neuquén, estaremos a su lado para acompañar las políticas que devuelvan lo que se les quitó a los que menos tienen.

Hemos padecido cuatro años y hemos sido quienes pagamos el peor ajuste de la historia del país. Es por ello que pedimos revea su sugerencia a las organizaciones sindicales de no pedir cláusula gatillo y permita que las y los trabajadores discutan la recuperación salarial libremente a través de sus mesas paritarias.

Y para finalizar compañero Fernández, como dirigente peronista lo saludo y reitero que acompañaremos las políticas que ayuden a los más necesitados, pero no compartimos que nos pidan más esfuerzos que los ya hemos realizado. “Confíe en su pueblo” como dijo la compañera Cristina y tomando sus palabras en el discurso de asunción presidencial ante la asamblea legislativa, si bien no creemos que se haya desviado del compromiso que asumió, le pedimos que se anime a hacer lo que dijo el general: "Les prometían todo y no les daban nada. Entonces yo empleé un sistema distinto. No prometer nada y darles todo".